El órgano de La Seca refleja el esplendor estilístico del órgano barroco en Castilla y León. 

Valladolid, una de las provincias de Castilla y León que conserva el mayor número de órganos barrocos, algunos reformados como es el caso de el de La Seca, son presentados ante este tipo de eventos insólitos, y otros aunque cada vez menos, esperan ser ajustados para poder volver a cantar.

El órgano de La Seca situado en la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, es considerado uno de los órganos barrocos más grandes y completos de la provincia cabe destacar ciertas pinceladas históricas del mismo y del que desde hace seis años, podemos disfrutar en los Conciertos de Órganos que celebra durante los meses de verano la Mancomunidad Tierras de Medina junto con Organaria de Castilla, y las propuestas culturales que organiza el Ayuntamiento de La Seca para grupos.

Construido por  el organero Antonio Ruiz Martínez en 1790-92, vecino de Torquemada, con una clara intención renovadora  dentro de su escuela según consta en el contratoQue por cuanto tienen determinado construir y que se construya para la misma iglesia un nuevo órgano al estilo moderno”.  Simultáneamente se construye el coro actual para asentar el órgano.

De Antonio Ruiz se conservan importantes instrumentos de nueva planta como el de Amusco (Palencia) así como reformas de órganos más antiguos (Matapozuelos en Valladolid)

Atendiendo a la descripción de tal obra, tomaremos las notas realizadas por el organero Joaquín Lois (quien realizó la última restauración, 2002) y las anotaciones tomadas en el libro «Historia de La Villa de La Seca» por Ángel Suárez Aláez.

Grandioso en su fachada con una altura de 7,50m, 5,81m de anchura y 1,60 de profundidad.  De estilo Neoclásico, sobrio y elegante con detalles barrocohos en las tablas doradas y torreones.  «El hecho de tener dos teclados y contras de 26 palmos con 22 juegos en la mano izquierda y 25 en la derecha, le sitúan entre los principales instrumentos castellanos del siglo XVIII y uno de los mayores fuera de las Catedrales»

Sustituye a otro que estaba “muy antiguo” y éste se construye “a lo moderno”, siendo sus rasgos mas innovadores la extensión de los teclados y una  menor relevancia del Lleno  a favor de los Nazardos, los registros de “efecto” y sobre todo  de la lengüetería como es característico del último  periodo de la organería Castellana.

En 1982 se hizo una puesta en marcha que permitió su utilización parcialmente.

En el año 2002 se realizó la restauración completa del instrumento impulsada por la Junta de Castilla y León y la Asociación Cultural de La Seca, por el organero Joaquín Lois consistente en un desmontaje completo del instrumento, restauración de secretos, tablones acanalados, teclados, mecánicas y fuellería. Restauración del mueble, estructura y decoración.

Se trata de un importante instrumento del último periodo de esplendor de la organería castellana, siendo uno de los mayores órganos fuera de las catedrales e incorpora no pocas novedades al panorama organístico de su tiempo en Castilla.

Actualmente puede ser visitado y estudiado con detenimeinto en la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, así como disfrutar de los ciclos de conciertos de órgano que se celebran anualmente.

Dirección:  C/Tomas Bayón

Teléfono: 983 816 318